Todos lo sabemos: ¡Los Husky Siberiano son hermosos! De cachorros son súper tiernos, y de adultos siguen llamando la atención con su pelo esponjoso y aspecto similar a un lobo. Muchos caen en sus encantos (y no los culpamos), pero si de verdad quieres tener uno, aquí te mostramos los pasos previos más importantes que debes tener en cuenta antes de decidir si es la raza que más se adapta a ti (y tú a él).

Las mudas de pelo de los huskies siberianos son 2 veces al año, quizás éste sea uno de los pasos previos más importantes a tener en cuenta.

Todos los perros (aún los de pelo corto) tiran pelo, pero en los periodos de muda de los Husky Siberiano, te encontrarás pelo flotando por la casa, bolas de pelo en el piso, mechones en los sillones… vaya, te puedes encontrar un pelo en tu plato de comida antes de llevarlo a la mesa.

Requieren que tengas el tiempo para cepillarlo por lo menos una o dos veces a la semana, y en periodo de muda, diario. Es súper importante este punto, porque desgraciadamente es la razón de que mucha gente que ignora el cuidado de la raza, termine dándolo en adopción o (lo que nos parece espantoso), abandonándolo en la calle.

El husky siberiano tiene un gran instinto de manada, debes tener muy en cuenta que si eres una persona solitaria esta raza no es para ti.

Son perros que se apegan mucho al dueño por lo que, si eres de los que se ausenta de casa por muchas horas o días, o lo vas a dejar en perrera por largos periodos de tiempo, puede llegar a desarrollar la llamada “fiebre de perrera”, debes tener muy en cuenta estos pasos previos ya que al no estar en contacto con su “manada”, presentará depresión que le puede provocar vómitos y falta de apetito. En pocas palabras, no les gusta estar solos.

En sus orígenes, los Huskies eran perros de trabajo que jalaban trineos por largas distancias, porque tienen mucha fuerza y energía.

Ponerles actividades que gasten esas energías tanto físicas como mentales, puede ser de mucha ayuda para su desarrollo y comportamiento, y para evitar que rompan y mastiquen todo tipo de cosas en tu casa (aunque eso no va a evitar que te quedes con sólo un calcetín, o zapato, sin libros, etc). Correr con correa, caminatas largas, juguetes interactivos, y por supuesto, ENTRENAMIENTO, siempre serán lo mejor para tu cachorro.

Otro de los pasos previos a considerar de manera muy puntual es la necesidad de espacio.

Por lo mismo del punto anterior, que tu Husky tenga un lugar amplio para correr siempre será lo mejor. Sin embargo, esto no significa que no puedas tenerlo en un departamento. En ese caso, tendrás que sacarlo a pasear más seguido.

Debes estar consiente que te destrozan el jardín SIEMPRE que se lo permitas, si no estas atento en cuestion de minutos lo remodelarán.

Si eres amante de tu jardín, o tienes un huerto, y casi amas más a las plantas que a tus hijos, mejor olvídate de un Husky, porque ellos también aman las plantas… ¡pero para comérselas! También adoran hacer huecos en la tierra. Con mucha paciencia y entrenamiento, probablemente algunas plantas en macetas grandes sobrevivan, pero no te prometemos nada.

Los Husky Siberiano son muy amigables, tanto con otros perros como con otros animales y hasta con las personas asi que olvídalos como perros guardianes.

Si buscas un perro grande que ahuyente a los ladrones de tu hogar, te recomendamos que busques otra raza, porque el Husky casi nunca ladra (lo que tus vecinos agradecerán hasta que lo oigan aullar), y son tan cariñosos, que cuando un desconocido entre a tu casa, le dará la bienvenida. Por supuesto, hay sus excepciones, pero la raza en general no es la mejor para guardia y protección.

Los Huskies tienen doble pelaje (una capa corta y otra larga) que resulta térmico para el animal y por ende un dolor de cabeza para bañarlo.

Esta doble capa hace un tanto impermeable su pelo, por lo que lograr que el agua toque su piel es… bueno, imposible no, pero necesitarás paciencia. Aquí lo bueno es que ellos no necesitan baño más de una vez al mes, porque prácticamente no tienen olor, y te puedes evitar el fastidioso y muy largo trabajo que es bañarlo mandándolo a una estética canina; pero si el chiste es no gastar y/o hacerlo tú mismo, ve poniendo un banquito, ponte ropa cómoda, música y varios kilos de paciencia (sobre todo si tu perro resulta muy poco cooperativo).

  • Una recomendación: NO LE CORTES EL PELO NI LO RAPES. Como leíste hace unas líneas, su pelaje es térmico, así que si vives en un lugar cálido y crees que con eso le ayudas a evitarle calor, estás muy equivocado. Su pelo de doble capa le permitirá regular su temperatura.

Tener un perro siempre presenta retos, y si después de leer estos pasos previos estás dispuesto a sobrepasar todos esos retos por él, los momentos divertidos y de amor que te ofrecerá un Husky Siberiano jamás los cambiarás en la vida. Son super cariñosos, leales, muy divertidos y expresivos… ¡Te robarán el corazón sin que te des cuenta!

 

 

Leave a Reply